¿Dónde contratar un Community Manager?

Si el community manager se ha convertido rápidamente en algo indispensable para las empresas, es porque ha demostrado la importancia de gestionar y animar una comunidad de usuarios online.

Estas comunidades representan una muestra real de consumidores ideales para que las empresas ganen visibilidad y viralicen su mensaje.

Quiero mencionar que la profesión de community manager no es nada nueva, comenzó a surgir (si no me equivoco) en España alrededor del 2009-2010.

Muchos de los que empezaron en esa época (entre los que me incluyo) tuvieron que aprender el oficio de CM por su cuenta o seguir un curso de formación de Community Manager en algunos de los pocos centros que lo ofrecían.

En la actualidad, la profesión está más extendida en las escuelas y centros de formación.

Las empresas son cada vez más conscientes del papel que desempeñan y saben que a veces son imprescindibles cuando se tiene presencia en Internet y en las redes sociales.

Por ello, es necesario que las empresas y negocios sepan qué pautas seguir a la hora de contratar a un community manager, ya sea un perfil para ocupar un puesto interno o para recurrir a un freelance.

Contratar a un community manager

Si estás pensando en contratar a un community manager, echa un vistazo a los diferentes puntos que debes tener en cuenta para contratar el perfil adecuado.

Si la profesión de community manager es ahora reconocida por cada vez más empresas, es importante conocer las áreas adecuadas.

Una CM no se limita a un solo espacio. Está conectado a diversas redes sociales: Facebook, Twitter, Snapchat, TikTok, YouTube, Instagram, Pinterest, LinkedIn, Twitch… pero también a foros, y a las secciones de “comentarios” de los artículos.

También puedo mencionar todas las comunidades inApp, que se gestionan desde las aplicaciones móviles.

¿Cómo valorar las habilidades de un community manager durante la contratación?

Durante la entrevista de trabajo, habrá que saber detectar las habilidades del community manager.

Los ejemplos concretos, los proyectos anteriores y los testimonios ya te darán pistas.

Evidentemente, si se analizan los perfiles de Linkedin de los candidatos, se puede tener una primera idea de su trayectoria y experiencias.

Aquí veremos 5 puntos en los que hay que trabajar a la hora de contratar a un community manager.

1. Capacidad de organización

Un community manager debe ser organizado.

Tiene que ser capaz de revisar las diferentes publicaciones y menciones y asegurarse de que son coherentes.

Para poner a prueba su capacidad de organización, puedes preguntarles, por ejemplo, cómo piensan gestionar los calendarios de las redes sociales y cómo piensan comunicarse con los clientes.

Si has comentado desde el principio que se encargará de varias redes sociales, el CM puede mencionar sus herramientas de gestión favoritas.

2. Evaluar su creatividad

Un community manager tiene que ser creativo y, como tal, puede ser una buena idea preguntarle cuáles son sus mejores trabajos o qué recomendaría en un caso concreto.

Es un trabajo de análisis y espontaneidad que demuestra si el community manager se ha interesado por tu actividad de antemano.

3. Capacidad de reacción con los clientes

La reactividad es muy importante en este negocio y un CM tiene que encontrar las palabras adecuadas para captar la atención del cliente y responder a sus preguntas de la manera correcta.

En el B2B, se requiere cierta madurez y retrospectiva para responder a los clientes, ya que no siempre se trata de responder a toda prisa.

No hay que buscar un community manager que tenga todas las respuestas, sino alguien que demuestre que puede decir “no sé” y que esté dispuesto a aprender.

La contratación de un community manager depende también de su capacidad de adaptación y de su sentido (medido) de la réplica.

Es mejor tener un community manager que sea sincero y demuestre capacidad de adaptación, que uno que intente ocultar sus fallos y mostrarse sólo con su mejor cara.

4. ¿Conocen bien tu entorno digital?

Si contratas a un community manager, esperas al menos que se interese por tu negocio y, por qué no, por el de tus competidores.

El objetivo es sacar a relucir su conocimiento del mundo a través de un contexto digital.

Comprueba si han examinado tu página web y han detectado alguna debilidad, punto fuerte o de mejora.

Un buen CM ya se habrá ocupado de analizar tu presencia social y el sitio web, así como la competencia, para proyectarse mejor en su función.

Comprueba si es capaz de analizar y entender tu sector y objetivos.

5. Orientación a resultados

¿Tiene el futuro Community Manager una cultura orientada a los resultados y no le asustan los números?

Aquí el CM tendrá que saber vender su papel y marcar sus límites, para no colarse en papeles que no le corresponden.

¿Es capaz de interpretar bien los datos y elaborar informes relevantes para tu empresa?

Su cultura de resultados debe mostrar su capacidad de interesarse por el resultado financiero, sin estar directamente vinculado a él.

Por lo tanto, tratará de ser más eficiente, a la vez que colaborará con los distintos departamentos.

Conclusión

Hemos visto como los CM permiten a las empresas mejorar y responder mejor a las expectativas de los clientes y consumidores sobre los productos y servicios que venden.

Los contenidos así producidos y difundidos en las redes sociales contribuyen a consolidar la experiencia de una marca y a posicionarse como un actor clave.

Por cierto, ¡no se contrata a un community manager por su rentabilidad o productividad!

De lo contrario, se le llamaría vendedor o algo parecido.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 4.5 / 5. Recuento de votos: 2

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Deja una respuesta

Copy link
Powered by Social Snap